La propuesta de Alejandro Ocampo para dejar de comprar almuerzos a los congresistas

La propuesta de Alejandro Ocampo para dejar de comprar almuerzos a los congresistas

Durante el debate de la reforma sanitaria del miércoles 15 de noviembre, el representante del Pacto Histórico Alejandro Ocampo intervino para proponer que no se distribuyan más alimentos ni almuerzos a los congresistas de la Cámara de Representantes desdeSegún el político, Todos deberían cubrir estos gastos con sus salarios.

(Lea: ¿Se estancó la reforma sanitaria en la Cámara? En 3 semanas solo aprobaron 15 artículos)

Como señaló la emisora ​​W Radio, Ocampo señaló que algunos legisladores tienden a abandonar el recinto cuando no reciben alimentos. “He solicitado que no compren comida a los congresistas, Con el salario que nos pagan podemos comprarnos el almuerzo y menos, porque si no se lo dan se van y no votan. El 95 por ciento de los empleados colombianos compran su almuerzo o lo traen; Los empleados colombianos deben hacer lo mismo”, afirmó.

Temas relacionados


Además, sostuvo que “a ningún trabajador se le paga por sabotear su trabajo; a ellos se les paga por trabajar, los colombianos nos pagan por trabajar”. Lo que hacen los congresistas de Centro Democrático y Cambio Radical, diciendo que vienen a sabotear, es inapropiado y desleal a los colombianos. Imaginemos que a un guardia de seguridad o a una enfermera se le paga para sabotear la salud de las personas. Eso no se puede permitir”.

Durante las sesiones y debates en el Capitolio, los congresistas suelen recibir comida de camareros que los dirigen a sus asientos. Alimentos que provienen de recursos del legislativo o en ocasiones de algunos ministerios.

Creo que es el colmo que tengan que darle comida a la gente para que pueda quedarse y votar. Con lo que nos pagan cualquiera puede comprarse un almuerzo. No puede ser una excusa para quedarse a comer”, afirmó.

Asimismo, en su intervención destacó que “la oposición ha hablado más que el Gobierno, Pero no estoy dispuesto a escucharlos durante tres horas y que se escapen cuando van a votar.. No me gusta ese sabotaje. “Las personas que pagan los salarios de los saboteadores tienen que trabajar ocho horas al día y no pueden sabotear sus puestos de trabajo”.

Estancamientos de la reforma sanitaria

La reforma sanitaria no ha podido despegar. En estas tres semanas sólo han avanzado en 15 artículoslo que significa un desafío para el Gobierno que quiere tener listo el proyecto al menos en la Cámara antes de que comience el receso legislativo, el 16 de diciembre.

Se esperaba que tras las elecciones el proyecto se desbloqueara, pero con el cambio de mapa político tras el posicionamiento del centro y la derecha en las urnas, todo cambió y el Congreso lo está sintiendo.

Juan Pablo Penagos Ramírez

REDACCIÓN POLÍTICA



You may also like...

Leave a Reply

%d