Estos son los alimentos que debes excluir de tus desayunos, según palabras de expertos

Detalle de un desayuno.

Tener una ‘mente sana dentro de un cuerpo sano’ depende de múltiples factores. Uno de los más importantes es la alimentación. Su correcta elección no sólo influye en el peso, sino también en el posible desarrollo de enfermedades.

Algunos alimentos, como las verduras, tienen efectos positivos bien conocidos. Otros, sin embargo, no son tan saludables, aunque a veces transmitan lo contrario. Un estudio publicado por la Escuela de Salud Pública de Harvard, basado en la dieta y el peso de 123.332 adultos sanos entre 1986 y 2018, demostró que period elementary restringir el consumo de carbohidratos refinados como pan, refrescos, pizza y cereales procesados. También es elementary evitar el azúcar, la sacarosa, el jarabe de glucosa alto en fructosa y el jarabe de agave, entre otros.

Una realidad corroborada por los expertos de Nutritienda que señalan seis tipos de alimentos que debemos evitar, especialmente en el desayuno:

  • Alimentos frito: en el desayuno tienes que evitar los alimentos Los alimentos fritos ricos en grasas saturadas se asocian con un mayor riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, ya que pueden aumentar los niveles de colesterol LDL (el llamado ‘colesterol malo’) en el organismo. Además, las calorías vacías presentes en estos alimentos No aportan los nutrientes esenciales, lo que puede provocar sensación de pesadez durante toda la mañana.

    Como alternativas saludables se recomiendan los huevos revueltos o cocidos, u otras opciones como el tofu a la plancha, el aguacate sobre tostadas o los batidos de frutas y/o verduras.

  • azúcares refinados: los alimentos cargados de un alto componente de azúcares refinados, como los cereales azucarados o las galletas industriales, conviene evitarlos en el desayuno, ya que el rápido aumento de energía que producen va acompañado de un posterior descenso repentino.

    Estos picos de glucosa en sangre seguidos de una rápida disminución pueden hacer que desees más azúcar a lo largo del día. Además, el consumo excesivo de azúcares refinados se ha relacionado con un mayor riesgo de obesidad, diabetes tipo 2 y enfermedades cardiovasculares.

    Como alternativas más saludables, es recomendable elegir cereales integrales sin azúcar añadido, como la avena o el muesli, y endulzarlos con frutas frescas o un poco de miel. También puedes optar por yogur pure sin azúcar y añadirle frutas o frutos secos para potenciar el sabor.

  • Bebidas azucaradas: Las bebidas azucaradas, como los refrescos y los zumos industriales, son muy habituales en el desayuno, pero conviene limitar su consumo, ya que contienen elevadas cantidades de azúcares añadidos y carecen de nutrientes esenciales.

    Como alternativa es preferible optar por agua, infusiones sin azúcar o zumos naturales recién exprimidos. También podrás disfrutar de un batido casero de frutas y verduras, con un alto contenido en vitaminas, minerales y fibra.

  • embutidos procesados: Las salchichas procesadas, como el tocino, el jamón o las salchichas, tienen un alto contenido de grasas saturadas y sodio. Su consumo excesivo en el desayuno puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas, hipertensión y otros problemas de salud.

    Alternativamente, se recomienda consumir fuentes de proteínas más saludables como huevos, yogur, pescado o frutos secos. Los huevos son otra excelente opción, ya que son fuente de proteínas de alta calidad y contienen nutrientes como la vitamina D.

  • Productos de pastelería industrial: los productos de bollería industrial, como croissants, muffins y bollos, suelen tener un alto contenido en grasas saturadas, azúcares refinados y calorías sin valor nutricional interesante, lo que provoca una sensación de saciedad que no dura y puede provocar un aumento de peso.

    En este caso, es mucho más saludable optar por tostadas integrales con aguacate o mantequilla con frutos secos, tortitas de avena caseras o batidos de proteínas elaborados con ingredientes saludables como leches vegetales o frutas.

  • cafe excesivo: El café es una bebida muy fashionable para empezar el día, pero su consumo excesivo puede tener efectos negativos para la salud. En dosis elevadas o en personas sensibles a la cafeína, puede aumentar los niveles de estrés, además de provocar problemas de sueño, nerviosismo y malestar gastrointestinal.

    Puedes tomar 3 o 4 cafés al día, siempre y cuando toleres bien la cafeína y si no, puedes plantearte alternativas como las infusiones.

  • You may also like...

    Leave a Reply

    Your email address will not be published. Required fields are marked *